Secretos para vender tus servicios en línea: 10 consejos útiles para empezar

Compartir
vender tus servicios en línea

Image Source: FreeImages

Vender tus servicios en línea puede aportar muchas ventajas. Consigues llegar a un público global y venderle directamente, sin necesidad de pasar por intermediarios.

También es una buena forma de desarrollar tu marca personal, sobre todo si ya tienes presencia en Internet.

Dado que la gente investiga cada vez más sobre los servicios antes de comprar productos, tener un sitio web con ejemplos de tu trabajo es una oportunidad fantástica para promocionarte y demostrar tu valor como alguien que puede hacer cosas que otras personas no pueden.

La venta de tus servicios en línea te abrirá casi con toda seguridad nuevos mercados a los que antes no podía acceder, sobre todo si tu oferta de servicios es única y memorable. Pero, ¿cómo empezar? Este artículo contiene consejos útiles sobre cómo poner en marcha el proceso.

Para vender tus servicios en línea debes conocer tu público

Cuando vendes en línea, no sólo estás vendiendo a la persona que está sentada frente a ti. Le estás vendiendo a todo el mundo que está buscando tus servicios.

Esto significa que tiene que conocer a tu público por dentro y por fuera. Lo más importante es saber qué necesitan tus clientes y cómo les ayudará tu producto o servicio. Y esto no sólo se refiere a los productos o servicios que estás vendiendo ahora mismo.

También se trata de los servicios que podrías vender en el futuro. Cada producto o servicio que decidas vender tiene que encajar en el modelo de negocio global que tienes para ti y para tus clientes.

Cada producto que decidas vender y cada servicio que decida proporcionar tiene que encajar con la misión y la visión de tu empresa. Cada producto o servicio que decidas vender tiene que satisfacer una necesidad de tu cliente.

También tiene que encajar en la misión de tu empresa, así como en tu propia misión personal como empresario.

Encuentra tu nicho

Encontrar tu nicho es una parte importante de la comercialización y la venta de tus productos o servicios en línea.

Es importante que encuentres el público adecuado. Si intenta vender a todo el mundo, acabarás por no vender a nadie. Tienes que encontrar un grupo de personas que tengan un problema que quieran resolver.

Este grupo de personas se llama tu nicho. Tu nicho es un grupo de personas que tienen el mismo problema y que están abiertas a comprar una solución. Sin embargo, antes de empezar a buscar nichos, primero tienes que decidir tu producto o servicio.

Encontrar un nicho es un enfoque ascendente, mientras que encontrar un producto o servicio es un enfoque descendente. La elección de un nicho para tu negocio es fundamental para el éxito de tus ventas en línea.

Para encontrar tu nicho, empieza por preguntarte qué quieres hacer. ¿Cuál es tu pasión? ¿En qué eres bueno? ¿Qué te interesa? Si no estás seguro de qué vender, intente vender primero tus servicios. Esto te ayudará a determinar tu nicho.

Pregúntate: ¿por qué te compraría la gente?

El siguiente paso es preguntarse: ¿Por qué la gente te compraría un producto o servicio? Tienes que argumentar por qué alguien te compraría un producto o servicio. Puedes lograrlo haciendo una lista de tus puntos fuertes y débiles.

También puede ampliar tu misión y visión. Piensa en lo que buscan tus clientes y en cuáles son sus puntos débiles. Conocer sus puntos fuertes y débiles también te ayudará a determinar si debes vender un producto o un servicio.

Si tienes un negocio de servicios, lo mejor es mantenerlo como tal. Esto te permitirá ofrecer un mayor nivel de servicio sin tener que preocuparte por el inventario o los costes de envío. Si decides vender un producto, asegúrate de tener un buen plan sólido para saber de dónde obtener tus productos.

Haz de los clientes satisfechos su plataforma de ventas

Esto es algo que a menudo se pasa por alto. Puedes convertir a tus clientes satisfechos en tus mejores vendedores.

Si estás orgulloso de tu trabajo y trata bien a tus clientes, éstos estarán encantados de hablar bien de ti a los demás. Asegúrate de recopilar la información de contacto de los clientes para poder mantenerte en contacto con ellos.

Incluso puedes crear encuestas para ver qué les ha gustado y qué no de tus productos o servicios. Así podrás utilizar esta información para mejorar tus productos y servicios.

También puedes utilizar estas encuestas para preguntar a las personas si estarían dispuestas a hablar con otras sobre tus productos y servicios. Esto te ayudará a dar a conocer aún más los productos y servicios.

Crea un blog y una plataforma de anuncios para vender servicios

Escribir un blog es una forma estupenda de crear autoridad, establecer una red de contactos con otros blogueros y dirigir el tráfico a tu sitio web. También es una gran manera de vender tus servicios.

Si vendes un servicio que no tiene un producto tangible, el blogging es una gran manera de mostrar a la gente lo que puedes hacer por ellos. Esto puede ser especialmente útil para los emprendedores que intentan vender sus servicios de consultoría o coaching.

Escribir en un blog sobre tu campo y sobre los problemas que tienen tus clientes puede ser una gran manera de ponerte delante de clientes potenciales y mostrarles lo que puedes hacer por ellos.

Si eres realmente creativo, puedes incluso empezar a crear una cartera de posts que estén directamente relacionados con el servicio que estás tratando de vender. Por ejemplo, si estás intentando vender tus servicios como escritor autónomo, crea publicaciones que incluyan muestras de tu trabajo.

Incluso puedes incluir enlaces a lugares donde la gente pueda comprar tus servicios. Otra idea es crear contenido que permita a los lectores suscribirse a tu lista de correo electrónico. A continuación, puedes utilizar tu lista de correo electrónico para promocionar tus servicios.

Al vender tus servicios en línea: No intentes construir todo a la vez

Es fácil querer crear el sitio web perfecto con el diseño perfecto. Quieres crear las mejores publicaciones en el blog, los mejores anuncios y las mejores publicaciones en las redes sociales. Sin embargo, es importante no tratar de construir todo a la vez.

En lugar de eso, empiece con algo pequeño y luego amplíe a partir de ahí. Empiece con un blog sencillo y crea una o dos publicaciones. A continuación, crea algunos anuncios. Una vez que los tengas configurados, puedes ir añadiendo poco a poco a tu sitio web y a otras plataformas.

Cada cosa nueva que añadas a tu negocio debe formar parte de un plan más amplio (más sobre esto a continuación). Debes saber por qué estás añadiendo cada cosa nueva a tu negocio, qué estás tratando de lograr y cómo te ayudará a alcanzar tus objetivos.

Si trata de hacer demasiadas cosas a la vez, se sentirás abrumado y no sacarás tanto provecho de cada nueva adición como lo haría si construyera las cosas poco a poco.

Aprende de los pros y los contras de cada campaña.

Independientemente de la estrategia de marketing que decidas utilizar, debes hacer un seguimiento de tus campañas y ver qué está funcionando y qué no.

Si creas una entrada en el blog, ¿Cuál es el porcentaje de clics? Si crea un anuncio, ¿Cuál es el porcentaje de clics? Si creas un episodio de podcast, ¿Cuál es el porcentaje de descargas? Si creas vídeos, ¿Cuál es el porcentaje de visualización? Si decides hacer algo como marketing de afiliación, ¿Cuál es tu tasa de conversión?

Todo esto es lo que hay que controlar. Esto te ayudará a saber qué campañas están funcionando y cuáles no. Puede utilizar esta información para mejorar tus campañas.

Si una estrategia no funciona, puedes probar algo nuevo. Si una estrategia funciona bien, puedes ampliarla. Esto te ayudará a sacar el máximo provecho de tus esfuerzos.

Conclusión

Vender tus servicios en línea puede aportar muchas ventajas.

Consigues llegar a un público global y venderle directamente, sin tener que pasar por intermediarios. También es una buena forma de desarrollar tu marca personal, especialmente si ya tienes presencia en Internet.

Como la gente investiga cada vez más los servicios antes de comprar los productos, tener un sitio web con ejemplos de tu trabajo es una fantástica oportunidad para promocionarse y demostrar tu valor como alguien que puede hacer cosas que otros no pueden.

La venta de tus servicios en línea te abrirá con toda seguridad nuevos mercados a los que antes no podía acceder, especialmente si tu oferta de servicios es única y memorable. Para empezar, conoce a st público, encuentra tu nicho, pregúntate por qué te compraría la gente, haz de los clientes satisfechos tu plataforma de ventas y crea un blog y una plataforma de anuncios para vender servicios.

consulta como vender servicio en linea

Compartir

Deja una respuesta